Seremos polvo...


Seremos polvo
algo olvidado
un viento que ya fue
una palabra ya dicha
y entonces?...
Este crepúsculo siempre será el mismo
con sus derroches de rojo y un suspiro verde
el río encauzará siempre sus meandros al mismo destino
cada estación será 
y la noche
y el día en su vitral
harán amor y odio
Las virutas cubrirán el tiempo
las telas de araña serán testigo de una edad que no pasa
que no duele ya, 
que se revienta de frio en la soledad
De quién será el recuerdo?
hay tanto mundo poblado...
Cada individuo con su propia muerte como un guardian
de lo impronunciable... 
terrible lazo de hierro.

(Difícil la muerte para los vivos...)

Maria Antonia Segarra

Te he retenido ya mucho tiempo...



Te he retenido ya mucho tiempo
en contra de los bastiones y pedregales
orillándome como un crepúsculo tardío…
demasiado tiempo retenida en tus callos de obrero de emociones
a ese rastro en la piel que late aun después de la oscuridad
pletórica de razones
pánfila de tus ojos
cruzada en embarazos de luz
apostada a la muerte en cada humedad…
mucho tiempo bajo la hendidura
estoy cansada, como de algo desprendido
de un olor a recuerdo y heliotropo
y de alguna cosa dicha bajo el vino
obvia de imprecaciones
las sombras que nos visitan de madrugada
y desoladas ahora gimen como gatas
bajo los techos rotos…

Hoy abrí mi puerta maltrecha
mi grieta ya no supura ausencia
acaso mi abismo va cerrando...

No sé qué haré cuando tú regreses...



No se qué haré cuando tú regreses
en esta sequía...
no se si quisieras caminar
tal vez un silencio de animal en acecho
un vaso con agua
cuando tú regreses, no se qué haré
he olvidado las cosas que se dicen
las cosas que se hacen
las manos, qué haré con las manos
y este tiempo…

No se qué haré cuando tú regreses
la muerte es tan inesperada!…

Libre
eres libre
libre como tu mano izquierda.
La sombra no es libre
Tú eres libre
ardido en libertad
desde mis ojos yo te declaro
libre!
en la guardería de todos mis rezos
bajo el gotereo de las piedras.
Libre
erguido y sin pausa
en el elocuente retraimiento de tus días
y tus labios callan en funesta libertad.
Libre como tu ausencia mezquina
libre tú...libre!
-Oración nocturna-
Hora aparecida como el fantasma
Libre como una lluvia a mil leguas
caravana de silencios

Así...



Así, como la corriente de un río
desbocado
un olvido funesto
un racimo cortado
Pronto llegará el alba
y ella...
recibirá las cenizas aún calientes del incendio.

Hay que abandonarse con dulzura



Hay que abandonarse con dulzura
como se abandonan las hojas en el agua
con un ritmo lento y suave
llenas de silencio.
Algodonándose la nariz y las orejas
sin mirar nada fijamente
una sonrisa leve
como de gusto
como de paraíso próximo
con un gesto bizarro
y debajo la tierra...

Desaparece...



Desaparece con tus dos manos
tus dos ojos
con tu boca grande que nada dice
desaparece con tu parsimonia de domingo
a las doce del mediodía
con tus gafas y tu ruido habitual
desaparece del costado del gato
y tus chancletas

Alma no grites tanto!
que te puede escuchar...

Hay lugares a los que no se debe regresar...



Hay lugares a los que no se debe regresar
ni respirar su aire
ni caminar sus veredas
sin pies
y con los ojos...
hay lugares teñidos por la sombra
lúgubres aunque haya brisa
desatendidos aunque escuchemos un arrullo de mar
lugares especialmente tristes
anónimos y llenos de la presencia olvidada

pero la melancolía asoma
y lo jode todo...

Nos hace justicia la música nocturna...



Nos hace justicia la música nocturna
y se enreda en los sueños
y la casta visión del silencio...
un ramo de oscuridad teje de gritos la luna.

Gran perseverancia para el alba.

¿Dónde estas con tu boca de sanguijuela?
¿En qué enredo de viento te has ido
con tu promesa pobre de cosa pequeña?

Sobreviviendo-me



Sobreviviendo-me
significa
túnel de escape
500 Avemarías
del otro lado de la cuerda
cuando los niños brincan

del pozo oscuro de tus palabras...
sobrevivo
guante de seda
entrado a empujones
ángeles guardianes
afanosos
quebrados de costilla a costilla
por mis temores...

a las palabras gastadas de atardeceres indecentes
ahorcados de deberes y
un mundo rosa.

Todos desfilaron por la plaza con el rostro vendado...

Y el silencio
cultivo esperanzador del espíritu
voz ronca del poema que se
envenena como gato con diez vidas

(¿A qué hora comenzará el rosario?)...

Pasa la noche



Pasa la noche
extraña
rito de invisibilidades
mi rara muerte
que canta
que canta...

Octubre 7 #avemaria


Sin dormir a la hora del letargo
y el argumento de la noche
cruzándose los párpados
invisible de ti.
Una piedra preciosa en medio del carbón
expuesta al respiradero de la ignorancia

¿Dónde te guardo que no florezcas?

Ya es tarde para los juncos que decían adiós sobre las casas
de madera y zinc.

Se han destrozado los miedos a fuerza de vivir en la penumbra
viento desaparecido del mundo
llevo tu herencia bajo un juramento herido

Quieres y no puedes



Quieres y no puedes
gran almacén de orgullo y venganza
los cordeles ya no secan mis medias
Dios ha sacado su mano húmeda
Fue un abismo fantasmal
siempre en la curva esprando
para el terco golpe
Tú no aprendiste a amar
blanco y negro más negro no es
la victoria
hay más:
sueños
lugares trenzados que desconoces
sin saborear el beso
permite tu mente salga
del polvo
del oro
crea un suelo de arena
de grandes y suaves hojas
echadas a volar.

Quieres y no sabes
no te dejas llevar
como una luz fija
en un farol de la calle

(C. Benito)

Y su grito se escuchaba más allá de la sombra



...y su grito se escuchaba más allá de la sombra
el destierro del lenguaje
esa alucinación del que ya no está
de la ausencia estrepitosa que a migajas se deshace
golpeando las puertas de las iglesias en busca de un
absurdo perdón en las reliquias
Ya se ha ido
no lo sabe
se ahuyenta su sombra en la maleza
... no lo sabe

Como si el alma fuera cosa de otro mundo...


-Como si el alma fuera cosa de otro mundo... 
así le dije en un susurro con mucha fiebre en la piel.  
Pienso que lo volveré a ver.  
Los ojos de niña ya no existen, 
muchas palabras ya no liberan 
¿Cuándo es que...?, 
creo que la madrugada que viajó el mundo fuera de mis ojos, 
ahí confundí la realidad con Kafka... 
sorprendida de mi y de mis limitaciones, 
oscura de ojos y sensible en los senos...

Alguien vino a verme...



Alguien vino a verme
sin ojos
alguien se posó como una mariposa de fiebre
en la esquina de mi cuerpo...
al oído me arrullaba
entre los dedos sucumbía
Quién me reconocerá pura
Quién reconocerá mi nombre
y llamará
y llamará
y hará baile de la existencia...

Niña desvainada de un sueño... eres libre!

Mi lenguaje es el lenguaje de los muertos



Mi lenguaje es el lenguaje de los muertos
blanco, de un abismo siniestro y raros males
mi lenguaje es sórdido como una puta
arrebujado entre las sábanas
oración desolada
un sujeto adverso y un predicado de silencio
ábreme la lengua del placer
con venas que van a parir
corriente del verbo...

¿A qué si no, entonces, vienes desde tan lejos
a auscultarme el alma?...

Cada vez peor...



Pronto volverá a morir,
con el tiempo su muerte es peor
Muere cada primavera

y muere... y cada vez es peor
Pero es la misma muerte
y cada vez peor...

Que...



Que no te me apareces bajo esta lluvia
Que no me das a probar café en la punta de la cuchara
Que no te me ríes rozando las comisuras
Que no te me duermes en el vientre como un hijo
Que ya solo es silencio

...y eso es bueno.

Qué me traes...


Qué me traes
olfateando mis venas como un hambriento
dónde está tu ojo avizor
ya las manos se me espesan como lodo
y las tintas de los ojos las llevo goteando todo el camino
Pronto la luz vendrá
y mi horizonte que deambula me excluirá en bellos paisajes violeta
y no podré verlo
y mi alma recostada y a la intemperie
tiene urgencia que la monte como a un espectro ciego
pero me hice pútrida en el tiempo
carcomida de deseos
arrimada a los pezones agrios
invisibles proscritos de la carne
terribles en su silueta oscura de piel.

Me estoy yendo...lejos.